Conejos

Cómo cuidar un conejo doméstico Los conejos se están convirtiendo cada vez más en una habitual mascota, ya que son animales que aportancompañía, dóciles, generan poco trabajo, no ocupan demasiado espacio, etc. En muchas ocasiones, especialmente para gente que vive en un piso o casas pequeñas, adoptar unconejo como animal doméstico resulta mejor que un gato o perro. En función del espacio del que dispongamos, nuestro conejo podrá vivir en una jaula o en una zona habilitada especialmente para ellos, siempre tomando las medidas de seguridad necesarias. Además, existe un número considerable de razas de conejo, entre las que podremos elegir la que mejor se adapte a nuestros intereses: dimensión, tipo de pelaje, hábitat.


Instrucciones

Paso 1 de 8 - <p>Antes que nada, al adquirir un conejo deberemos llevarlo a un <strong>veterinario de animales ex&oacute;ticos </strong>para que le haga una primera revisi&oacute;n. Ser&aacute; especialmente necesario hacerle un an&aacute;lisis de heces para comprobar que no tenga par&aacute;sitos intestinales.</p><p>Imagen: sheknows.com</p>

Antes que nada, al adquirir un conejo deberemos llevarlo a unveterinario de animales exóticos para que le haga una primera revisión. Será especialmente necesario hacerle un análisis de heces para comprobar que no tenga parásitos intestinales.

Paso 2 de 8 - <p>Asimismo, una de las caracter&iacute;sticas principales de estos animales es el hecho de que los <strong>dientes les crecen continuamente</strong>, por lo que tienen que masticar mucho para desgastarlos, y que no les crezcan demasiado y generen problemas. Por esta raz&oacute;n, el heno deber&aacute; formar parte de la dieta de nuestro conejo, as&iacute; como tambi&eacute;n podemos ponerle madera, cart&oacute;n, ramas de &aacute;rboles&hellip; para roerlo.</p><p>Imagen: examiner.com </p>

Asimismo, una de las características principales de estos animales es el hecho de que los dientes les crecen continuamente, por lo que tienen que masticar mucho para desgastarlos, y que no les crezcan demasiado y generen problemas. Por esta razón, el heno deberá formar parte de la dieta de nuestro conejo, así como también podemos ponerle madera, cartón, ramas de árboles… para roerlo.

Imagen: examiner.com

Paso 3 de 8 - <p>Deberemos <strong>cepillar el pelo</strong> de nuestro conejo varias veces por semana o a diario en caso de que sea una de las razas con pelo largo. Con esto, evitaremos que se les puedan generar bolas de pelo en el est&oacute;mago, que pueden llegar a ser mortales para los conejos. Alimentarles con malta tambi&eacute;n es una buena forma de impedir la formaci&oacute;n de estas bolas de pelo. Te recomendamos consultar nuestro art&iacute;culo sobre <a href="http://animales.uncomo.com/articulo/como-cuidar-los-dientes-de-mi-conejo-20281.html">c&oacute;mo cuidar los dientes de mi conejo</a>.</p>

Deberemos cepillar el pelo de nuestro conejo varias veces por semana o a diario en caso de que sea una de las razas con pelo largo. Con esto, evitaremos que se les puedan generar bolas de pelo en el estómago, que pueden llegar a ser mortales para los conejos. Alimentarles con malta también es una buena forma de impedir la formación de estas bolas de pelo. Te recomendamos consultar nuestro artículo sobre cómo cuidar los dientes de mi conejo.

Paso 4 de 8 - <p>Por el contrario, <strong>no se debe ba&ntilde;ar </strong>a los conejos, ya que ellos mismos dedican mucho tiempo a su aseo. Aunque en d&iacute;as muy calurosos de verano, si les vemos muy agobiados, podemos refrescarles la zona de las orejas y la nuca. Y en caso de que sea estrictamente necesario, por ejemplo porque se han ensuciado mucho, podemos <a href="http://animales.uncomo.com/articulo/como-banar-a-mi-conejo-en-seco-22213.html">ba&ntilde;ar a un conejo en seco</a>.</p>

Por el contrario, no se debe bañar a los conejos, ya que ellos mismos dedican mucho tiempo a su aseo. Aunque en días muy calurosos de verano, si les vemos muy agobiados, podemos refrescarles la zona de las orejas y la nuca. Y en caso de que sea estrictamente necesario, por ejemplo porque se han ensuciado mucho, podemos bañar a un conejo en seco.

Paso 5 de 8 - <p>El conejo es un animal que necesita <strong>hacer ejercicio</strong>, por lo que si lo tenemos dentro de una jaula -siempre de dimensiones considerables-, deberemos sacarlo unas cuantas horas al d&iacute;a para que pueda correr libremente, por ejemplo en una terraza o balc&oacute;n. Tendremos que apartar o proteger todo lo que nuestro conejo pueda roer y estropear, ya que adem&aacute;s de los desperfectos que cause, puede ser muy peligroso para el animal.</p>

El conejo es un animal que necesita hacer ejercicio, por lo que si lo tenemos dentro de una jaula -siempre de dimensiones considerables-, deberemos sacarlo unas cuantas horas al día para que pueda correr libremente, por ejemplo en una terraza o balcón. Tendremos que apartar o proteger todo lo que nuestro conejo pueda roer y estropear, ya que además de los desperfectos que cause, puede ser muy peligroso para el animal.

Paso 6 de 8 - <p>Es necesario <strong>vacunar a los conejos dom&eacute;sticos</strong> contra la mixomatosis, una enfermedad que se transmite a trav&eacute;s de pulgas y mosquitos; se recomienda vacunarles cada 6 meses, en primavera y oto&ntilde;o. Adem&aacute;s, tambi&eacute;n es bueno vacunarlos frente a la enfermedad v&iacute;rica hemorr&aacute;gica, especialmente si viven varios juntos. Tampoco estar&aacute; de m&aacute;s que conozcas <a href="http://animales.uncomo.com/articulo/cuales-son-las-enfermedades-mas-comunes-en-los-conejos-domesticos-21453.html">cu&aacute;les son las enfermedades m&aacute;s comunes en los conejos dom&eacute;sticos</a> para poder as&iacute; prevenirlas.</p><p>Imagen: senlacvets.co.uk</p>

Es necesario vacunar a los conejos domésticos contra la mixomatosis, una enfermedad que se transmite a través de pulgas y mosquitos; se recomienda vacunarles cada 6 meses, en primavera y otoño. Además, también es bueno vacunarlos frente a la enfermedad vírica hemorrágica, especialmente si viven varios juntos. Tampoco estará de más que conozcas cuáles son las enfermedades más comunes en los conejos domésticos para poder así prevenirlas.

Paso 7 de 8 - <p>Se recomienda tambi&eacute;n <strong>esterilizar o castrar</strong> a los conejos dom&eacute;sticos, en el caso de las hembras para evitar posibles tumores de &uacute;tero y mamas as&iacute; o infecciones. Mientras que en machos, ayudar&aacute; a eliminar comportamientos agresivos propios de la &eacute;poca de celo.</p>

Se recomienda también esterilizar o castrar a los conejos domésticos, en el caso de las hembras para evitar posibles tumores de útero y mamas así o infecciones. Mientras que en machos, ayudará a eliminar comportamientos agresivos propios de la época de celo.

Paso 8 de 8 - <p>La <strong>alimentaci&oacute;n </strong>es tambi&eacute;n un factor clave para que vuestro conejo/a dom&eacute;stico/a est&eacute; bien cuidado y lleve una vida sana. Los ingredientes b&aacute;sicos de la dieta de los conejos son: el heno, los vegetales y el pienso, pero puedes ampliar aqu&iacute; la informaci&oacute;n sobre <a href="http://animales.uncomo.com/articulo/como-alimentar-un-conejo-domestico-7291.html">c&oacute;mo alimentar un conejo dom&eacute;stico</a>.</p>

La alimentación es también un factor clave para que vuestro conejo/a doméstico/a esté bien cuidado y lleve una vida sana. Los ingredientes básicos de la dieta de los conejos son: el heno, los vegetales y el pienso, pero puedes ampliar aquí la información sobre cómo alimentar un conejo doméstico.

Gallinas

Guía sobre la Cría de GallinasPrimer paso: ¿Qué gallina escojo?

 

Lo primero que debemos tener en cuenta debe ser, más que la raza, el estado de salud de los ejemplares que vayas a adquirir. Hay una serie de trucos, que a continuación te vamos a mostrar, para comprobar el estado general de salud de una gallina o pollo:

  • Fíjate en si está activa. Una gallina que muestra actividad es una gallina sana.

  • La postura es un indicador de salud. Una postura decaída o torcida nos indicará mal estado.

  • Los ojos deben ser vivos y vistosos.

  • No debe tener ningún resto de mocos en las narinas (nariz de las gallinas, en la parte superior del pico).

  • La cresta debe de presentar un color llamativo y vivo. Por ejemplo, una cresta morada podría indicar problemas circulatorios.

  • Examina el plumaje, que es otro buen indicador de salud. A simple vista se observa si una gallina o pollo tiene un plumaje correcto o no.

 

Una vez centrada la atención en estos factores, deberás escoger la raza. La elección de la raza es algo secundario, teniendo cada una de ellas características diferentes en cuanto a la puesta de huevos (cantidad y tamaño), carácter, aspecto... Normalmente se aconseja elegir una raza que nos guste, que llame nuestra atención y, por descontado, que cubra nuestras espectativas. De todas formas, si deseas consejos básicos para la elección de una raza para empezar, te recomendamos que leas el artículo Gallinas...¿Por dónde empezar?, escrito en nuestra revista.

 

Segundo paso: ¿Dónde pongo mis gallinas?

Bueno, la respuesta es bien sencilla: en un gallinero. Pero es conveniente puntualizar ciertos aspectos en cuanto a los gallineros. En general, todos coinciden en ciertas características esenciales que deben cumplir para cubrir las necesidades de sus habitantes, como son:

  • Ser de un tamaño y de una forma apropiados para el número de aves que queramos tener.
  • Estar hechos de materiales impermeables.
  • Presentar una ventilación conveniente.
  • Estar provistos de una puertecilla
  • Deben presentar ponederos y perchas.
  • Obligatoriamente deben disponer de un "parque", dado que las gallinas, para poner huevos, necesitan un mínimo de 14 horas de luz al día.

 

Estas serían las codiciones generales que debe cumplir un buen gallinero, pero debemos profundizar un poco más en la cuestión del tamaño y de la ventilación. En cuanto al tamaño, es conveniente planificarse bien y calcular primero el número de gallinas que queremos mantener, pues el espacio es un factor capital que, si falta, puede causar gran estrés a nuestras gallinas. En general, cuanto más espacio mejor, pues esto también les permitirá moverse a sus anchas y, de este modo, ejercitar sus músculos y mejorar su salud general, lo que también se traducirá en una mejor calidad en los huevos que pongan. Si hablamos de ventilación, es preciso apuntar que se trata de un factor determinante, pues un gallinero que esté bien aireado y que reciba buena luz, será un ambiente saludable y grato para nuestras gallinas. Pasar por alto este factor nos puede costar caro, pues un ambiente sin ventilación puede provocar incluso que las aves contraigan afecciones respiratorias graves.

 

Tercer paso: Cuidados y alimentación.

En cuanto a los cuidados diarios que necesaitará nuestra bandada de gallinas, destacamos por su importancia los siguientes:

  • Debemos dejar salir a nuestras gallinas del gallinero por la mañana, que paseen, que anden, que corran...pero también debemos acordarnos de volver a meterlas al anochecer, que estén a salvo de posibles depredadores. Este cuidado es esencial. Una gallina que pasea libremente cuando le place, es una gallina cuyos huevos serán de excelente calidad.
  • Debemos procurar "camas" adecuadas para nuestras gallinas. Llamamos cama a la base sobre la que reposarán las gallinas dentro del gallinero. Estas camas las podemos preparar con diferentes materiales, siendo muy recomendables las virutas de madera, las virutas o productos a base de cáñamo o la paja troceada. También hay materiales con los que no se recomienda hacer las camas, como por ejemplo el heno, que tiene la característica de albergar con facilidad gran cantidad de esporas de hongos, pudiendo causar daños graves a nuestras gallinas.
  • Habrá que proporcionarles un espacio para que se den sus instintivos "baños de polvo". El baño de polvo es una necesidad instintiva que tienen las aves, y adecuar una zona con arenas o cenizas para que cubran esta necesidad reportará grandes beneficios en términos de salud de los animales. En caso de que las gallinas tengan permitida la salida al campo, serám ellas mismas las que elijan el lugar donde realizarán estos baños tan especiales.
  • Limpiar el gallinero: Normalmente bastará con limpiar nuestro gallinero una vez por semana o cada dos semanas, procurando hacerlo a conciencia y llegando a todas las asquinas, con el fin de evitar que aparezcan parásitos u otros visitantes inesperados como ácaros. El proceso general de limpieza en sencillo en sí, y solamente constaría de dos pasos: 1) Quitar las virutas (o el material que hayas elegido para hacer las camas) viejas del gallinero. 2) Sustituir la cama, es decir, esparcir nuevo material (viruta, cáñamo...), procurando hacer una capa de buen grosor, especialmente en las estaciones frías.
  • Alimentación: Este es un punto importante y en el que nos debemos centrar con especial atención. Dado que la cría de gallinas va extendiéndose más paulatinamente, hoy en día es muy sencillo encontrar alimentos ya hechos especialmente para la alimentación de pollos y gallinas. En concreto nos estamos refiriendo a los alimentos premezclados, cuya comercialización es cada día mayor, y los cuales tienen una composición especial para cubrir las necesidades nutritivas de las gallinas según su edad. Puedes complementar su dieta con otro tipo de alimetos frescos, tales como samillas (maíz, trigo...), verdura fresca, arroz, pasta...pero siempre debes tener cuidado de no darles ningún alimento que contenga sal o carne. En cuanto al alimento, al igual que en muchas otras facetas, las gallinas prefieren la rutina, de modo que lo más sencillo será darles de comer dos veces al día (siempre a las mismas horas) o dejarles una tolva para que sean ellas las que se alimenten durante el día.
  • Agua: Como cualquier otro ser vivo, necesitan agua constantemente para vivir. Para esto, lo mejor es disponer de bebederos especiales. Será preferible colocar estos bebederos en un lugar sombreado, pues las gallinas prefieren el agua fresca.

 

Cuarto paso: Huevos.

Una vez nuestros pollos y gallinas tengan todos los anteriores factores cubiertos, llevarán una vida saludable y satisfactoria, y esto se notará en la calidad de los huevos que pongan. A los 6 meses de edad aproximadamente, una gallina normal empezará a poner huevos, que podrás destinar a tu propio consumo y el de los tuyos o a tener más pollitos. Esto depende de si tenemos gallo o no lo tenemos. En caso de tener gallo, este fecundará los huevos, haciéndolos fértiles y pudiendo eclosionar si son incubados por las gallinas. Por otro lado, si no tenemos gallo, las gallinas seguirán poniendo huevos (probablemente en menor medida), pero éstos no serán fértiles, y serán exclusivamente para el consumo alimenticio.

 

Cuando recojas los huevos, debes primeramente limpiarlos con mucho cuidado y en seco, aunque una buena práctica será mantener las camas limpias (que las virutas no sean viejas), de modo que no tengas que limpiarlos prácticamente.

También en la recogida, deberás mostrar atención a la cosistencia y dureza de los huevos que pongan tus gallinas. Si notas que los huevos tienen la cáscara blanda, será señal de que a tus gallinas les hace falta consumir más calcio, momento en el cual deberás aportarles suplementos alimenticios formulados concretamente para estos casos (su comercialización es frecuente).

 

Las anteriores líneas pretenden ser una guía breve y básica para ayudarte en tu camino como criador de gallinas novato, pero ten en cuenta que la mejor guía será tu propia experiencia de campo. No hay mejor profesor que tú mismo. De todas formas, a continuación tienes a tu disposición una gran variedad de artículos publicados en nuestra revista que te permitirán profundizar más en cualquiera de los temas tratados en la guía.

 

Preguntas Frecuentes sobre Gallinas

¿Es importante el agua en las gallinas?

El agua es el alimento más importante para las gallinas. Beben mucha agua, y en épocas de calor pueden consumir hasta medio litro de agua al día. El bebedero debe estar limpio y tener una forma que impida que las gallinas entren en él para evitar infecciones.

 

¿Cómo debe ser el comedero?

Debe ser suficientemente grande para que todas las gallinas puedan comer y también debe estar construido de forma que el alimento no se contamine por las propias gallinas.

 

¿Qué cantidad de alimento debo proporcionarle?

Lo ideal sería dejar campar todo el día a tu gallina para que pueda comer libremente hierba, gusanos y plantas, tirar granos enteros por el gallinero para que picoteen y poner la mezcla de cereales en el comedero para que puedan comer en función de sus necesidades.

 

¿Cómo duermen las gallinas?

Para su bienestar debes situar "perchas" a distintos niveles y de forma elevada por el gallinero para que puedan ir a dormir.

 

¿A qué edad empiezan a poner huevos las gallinas?

Por lo general sobre los 5 0 6 meses de edad ya empiezan a poner, y lo hacen de forma óptima hasta los 2 años, cuando empieza a descender la producción de forma gradual.

 

¿Se necesita un gallo para que la gallina ponga huevos?

No es necesario, la única diferencia entre un huevo puesto por una gallina que tiene un gallo y una que no, es que el primero será un huevo fértil y por tanto podría nacer un pollito si se incubase, en cambio el segundo sería un huevo infértil.

 

¿Requieren un trato especial los huevos?

Sí, después de recogerlos los huevos deben ser limpiados con paño húmedo, nunca con agua caliente.

 

¿Cómo se deben conservar los huevos?

Para nuestra seguridad alimentaria y para conseguir una óptima frescura de conservación deben estar a una temperatura inferior a 20ºC.

 

¿Cuánto tiempo vive una gallina?

Depende mucho de los cuidados que reciba, pero puede llegar a vivir hasta 15 años.

Caballos

Cuidados básicos de los caballos que todo dueño debería conocer

 

Ser propietario de un caballo es una gran responsabilidad, los caballos son, por naturaleza, animales sociables destinados a pastar en los espacios abiertos con su rebaño. Mientras aprenden a adaptarse a la vida del establo, es muy importante ejercitarlos para satisfacer sus necesidades físicas. Un caballo se sentirá aburrido y triste si no tiene la compañía habitual de los seres humanos y otros caballos.

 

Si bien no hay ningún requisito en cuanto a la superficie exacta que se necesita para los caballos, en general se considera que una hectárea de pasto por caballo es suficiente, siempre debe examinarse dicha área para evitar posibles peligros como la existencia de basura dentro del pasto, agujeros en la cerca, entre otros.

 

Además se chequear semanalmente que en la zona no hayan plantas venenosas como el tejo, belladona, hierba cana, dedalera, botones de oro, hojas de roble y bellotas, helechos, laurel, aligustre, el azafrán prado, ricino, hierba loca, cola de caballo, cardo estrella y el sorgo.

 

El pasto debe estar cercado, por supuesto, para evitar que su caballo se escape o se lesione. Para esto se puede usar alambre liso que quede bien asegurado a fuertes postes de madera, nunca se recomienda emplear alambres de púas.

 

Su caballo también requiere de un refugio para protegerse del viento, la lluvia y el sol, una arboleda natural proporciona buena sombra, pero para protegerse del viento y la lluvia, un cobertizo de tres lados funciona mejor. Asegúrese de que este sea lo suficientemente grande como para permitir que todos los caballos quepan juntos y construya la pared del fondo de modo que los proteja del viento.

 

Estos animales necesitan un suministro constante de agua fresca y limpia, si va a utilizar un cubo de riego, este se debe llenar por lo menos 2 veces al día y siempre debe tenerlo lleno. Colocar la cubeta en el interior de un neumático, evitará que sea volcado fácilmente. Otra opción sería utilizar un canal de riego, suministrando el agua por un tubo, pero debe comprobarse que durante el invierno las bajas temperaturas no congelen las tuberías y el agua.

 

Una cama adecuada es vital para los caballos que permanezcan en un granero o establo, ellos no deben estar todo el día en un piso duro, ya que necesitarán acostarse para dormir o descansar. La paja es una opción popular para preparar el lecho de un caballo porque es barata, cálida y confortable, sin embargo en ocasiones contiene esporas de hongos y el caballo de vez en cuando come de dicha paja.

 

Las virutas de madera sin polvo son limpias e higiénicas o también se puede usar revestimiento de goma suave para preparar un descanso suave, así como una superficie más agradable para cuando el caballo esté de pie, pero debe poner paja o virutas de madera en la parte superior de la misma para proporcionar calor. Recientemente el cáñamo se ha convertido en una opción popular para estos finEl establo se debe limpiar diariamente, si su caballo está en él durante todo el tiempo, entonces debe limpiarse 3 veces al día. Para ello se eliminarán todos los excrementos con una pala y una carretilla, y se acomodará el lecho de descanso del caballo al separar el material sucio del que todavía está limpio. Luego barra y limpie el piso con un desinfectante para establos, cuando el suelo esté seco prepare nuevamente la cama añadiendo nuevo material, ya sea paja o virutas de madera, para compensar la cantidad eliminada.

 

Si su caballo está en el establo la mayoría o la totalidad de la jornada, requerirá aseo diario para mantener su pelo sano, esto no debe hacerse si el caballo pasa la mayor parte o la totalidad de su tiempo en el pasto, ya que los aceites naturales de su pelaje ayudan a mantenerlo caliente y seco.

 

Un resumen, y más…

 

El cuidado de estos animales lleva tiempo y hay cosas que usted debe hacer como una rutina diaria, semanal, mensual e incluso anual, para atender adecuadamente a su caballo.

 

Cuidados diarios

 

Proporciónele siempre agua limpia y fresca, el agua abundante y fácilmente disponible es esencial para el buen cuidado del caballo.

 

Proporciónele la cantidad adecuada de pasto y concentrados, si la alimentación es a base de heno, el caballo debe comer aproximadamente entre el 2% y 3% de su peso corporal cada día.

 

Proporciónele cobertizo  que lo proteja de las condiciones del tiempo, los caballos necesitan un lugar para cubrirse del viento y la humedad.

 

Haga una revisión visual en busca de rasguños, cortes, contusiones y heridas punzantes en las piernas de su caballo, la cabeza y el cuerpo, trate cualquier lesión inmediatamente, se debe tener un botiquín de primeros auxilios para caballo a mano.

 

Haga una revisión visual para detectar signos de enfermedad tales como ojos y nariz llorosos  sonidos de tos o mucha saliva.

 

Limpiar los cascos de su caballo y comprobar si hay grietas o están sueltos.

 

Si el caballo permanece en un establo, límpielo pues el amoníaco del estiércol y la orina son perjudiciales para los cascos y los pulmones de los caballos, pudiendo causar problemas como la candidiasis.

 

Cuidados semanales

 

Compruebe la cantidad de concentrados, pasto y paja que tiene a la mano, es importante contar con los suministros necesarios para al menos 2 semanas para evitar que le falten en caso de emergencia.

 

Si su caballo permanece en un área pequeña al aire libre, limpie el estiércol ya que esto reduce la presencia de moscas, mantiene los jardines limpios y permite tener un ambiente agradable para usted y su caballo.

 

Compruebe si en el área existen vallas, rieles rotos, cables sueltos, clavos salientes, que puedan ocasionar lesiones.

 

Limpie la bandeja de agua y los cubos de alimentación.

 

Cuidados mensuales

 

Si su caballo permanece en un establo, asegúrese de que su cuenta de  pensión se pague en tiempo.

 

Cuidado cada 6 u 8 semanas

 

Haga que su herrador recorte los cascos y revise las herraduras de su caballo, dejar que los cascos crezcan ilimitadamente puede resultar poco saludable.

 

Cuidados cada 2 o 3 meses

 

Adminístrele medicamentos antiparasitarios,  es importante tener un programa de desparasitación para mantener sano a su caballo.

 

Cuidados anuales

Haga que un dentista equino o veterinario examine los dientes y suminístrele las vacunas necesarias a su caballo

 

Los caballos son seres de apariencia grandiosa y elegante cuyo cuerpo necesita un sustento adecuado para soportar la amplitud de su volumen. Por su evidente tamaño, son animales especiales que requieren cuidados alimenticios determinados, sobre todo si nuestro corcel forma parte del mundo hípico y la competición.

 

Los hábitos alimenticios de estos animales se fundamentan en la edad, la salud y sus exigencias físicas. El verdadero secreto de su alimentación gira en torno a su estructura, configurada en dos estómagos que administran los alimentos de modo totalmente independiente. Así, la digestión de los alimentos se hace por partes, siendo el estómago el encargado de digerir los granos mientras que el intestino delgado se deshace de los nutrientes gracias a unas bacterias.

 

Comer para ser feliz

El orden en el que son suministrados los alimentos es esencial para que sus hábitos sean sanos. Es importante que mantenga una dieta equilibrada porque el sobrepeso puede afectar enormemente a su estado de salud, atacando a su agilidad. Los caballos son, ante todo, animales independientes que disfrutan de la velocidad, algo de lo que depende en gran medida su estado de ánimo.

 

Otros caracteres de su personalidad, como su temperamento, pueden provocar un cambio en su nutrición. Existen especies que se embravecen ante su dueño a la hora de comer. En este sentido, lo mejor es tratar con ellos con paciencia para que se acostumbren. Para ello, lo mejor es seguir una dieta basada en carbohidratosfibras grasas,minerales proteínas.

 

caballo blanco con mancha en el ojo

 

Los forrajes en la dieta

El heno y la paja son la base de la alimentación pero todo depende del tipo de hierbas de su composición, la cantidad de abono y el momento de la recolección.

 

Heno: lleva una gran cantidad de nutrientes. Generalmente puede contener plantas venenosas que los caballos no pueden distinguir, pero no son peligrosas porque estas sustancias acaban desapareciendo sin dañar al animal. Puede comer todo el que quiera y si se le administra húmedo, lo digiere mejor. El forraje de recolección tardía tiene menos minerales y proteínas; conocer sus características es fundamental para saber los nutrientes suplementarios que debemos aportar a la alimentación del caballo.

 

caballos en el agua

Hierba: aporta gran cantidad de minerales; de hecho, pueden sobrevivir sólo con ella durante largo tiempo. Sin embargo, físicamente engorda el vientre, por lo que no es recomendable para los caballos que compiten. Serán ellos mismos quienes seleccionen las especies vegetales que más les gusten.

 

- Remolacha forrajera: no es gran portadora de nutrientes pero contribuye a ganar peso a los caballos más delgados, por lo que conviene tener cuidado con el resto para que no coman demasiado porque pueden sufrir cólicos.

 

Como aporte de energía se dan las avenas y piensos, especialmente la cebada y el maíz que ayudan a una buena digestión en el intestino delgado y son un alimento equilibrado y completo fisiológicamente. Conviene complementar los cereales con aportes de minerales.

 

Avena: entera, aplastada, remojada o húmeda, es importante que sea de buena calidad pues será el mayor proveedor de energía. Aporta una gran cantidad de nutrientes, especialmente si se combina con el heno.

 

Salvado: proporciona vitaminas y facilita la digestión de los alimentos. Es bueno, pero necesita complementos minerales.

 

Maíz: es muy recomendable pues aporta grandes volúmenes de energía, pero también de fibra, por ello lo mejor es mezclarlo con heno y otros forrajes.

 

caballo en la cuadra

Menús especiales

Según la Asociación de Ganaderos de Caballos P.R.E de la Comunidad de Madrid (AGAMA), debemos tener muy en cuenta las características de nuestro animal y conocer bien sus costumbres y actividades habituales para adaptar su alimentación a este estilo de vida específico. Conviene mantener una dieta constante, con alimentación variada pero con cierto control de la cantidad, pues estos animales por su estructura corporal, podrían estar comiendo continuamente.

 

caballo relinchando

Dale de comer siguiendo ciertas rutinas para que se mantenga su estabilidad y adquiera unas costumbres nutritivas permanentes, sin cambios bruscos ni repentinos. El agua es muy importante: asegúrale un bebedero con agua fresca y limpia porque supone un elemento indispensable para su digestión y un 60% de su peso. Procura evitarle trabajos duros, especialmente después de su momento culinario.

 

El suministro de un caballo depende de su peso. Así, el consumo será un 2% de éste, es decir, unos 2 k. por cada 100 k. de peso corporal. Una ración conveniente para un animal que realice un trabajo intenso sería un 25% de pasto y heno y un 75% de cereal mientras que para un trabajo mediano sería de 50% y 50%. La comida de mantenimiento o básica es de entre el 100% y el 70% forraje y entre el 0% y el 30% de piensos concentrados.

 

Dulces premios

Como complementos nutritivos para cubrir carencias, te proponemos alimentos o suplementos que actúan ante las deficiencias para pelaje, piel y cascos.

 

caballos corriendo

 

Zanahoriasaportan betacarotenos principalmente y son un buen complemento para la dieta diaria, aunque conviene lavarlas para eliminar la arena pues los restos en el estómago del caballo pueden provocar cólicos. La cebada hervida también es excelente, especialmente en invierno.

 

Aceite de hígado de bacalao: muy recomendable para los animales que no tienen a su alcance vegetación al aire libre.

 

Aceite de linaza: ayuda en la digestión y da brillo al pelaje de los caballos.

 

Linaza hervida: combinada con otros alimentos supone un gran aporte proteínico.

 

Las golosinas como galletas de zanahoria especiales para caballo están provistas de un combinado perfecto de nutrientes carenciales y necesarios, especialmente para los destinados a correr en carreras. Otros productos comoterrones de azúcar, estimulan al animal en su relación consigo mismo, con los demás y especialmente contigo, pues no será fácil que se olvide de quien le endulza la vida.

 

caballo en el establo